Ideas de disfraces para hacer en casa con materiales reciclados

0 Comentarios


YouTube

La navidad se ha acabado. Algunos aún están pasando la resaca de estas fiestas, las comilonas, los excesos, los gastooooooooos extra…Pero los más fiesteros no miran nunca atrás y ya están pensando en la próxima.

Y la próxima fiesta es la de carnavales, así que ya podemos ir pensando en el modelito que vamos a lucir este año si queremos sorprender.

La cosa está muy malita, la crisis achucha y la mejor opción para muchos este año será la de hacerse su propio disfraz en casa. No es sólo una manera de ahorrar dinero, si no también de contribuír al cuidado del medio ambiente, reciclando materiales a los que se les puede dar más de un uso.

Buscando ideas por la red encontré el vídeo que os muestro al principio, dónde la verdad es que hay un par de ideas muy originales y muy bien conseguidas (mi preferido es el iPod).

Además hace algún tiempo escribimos un post con ideas de disfraces originales para hacer en casa que te puede ser muy útil. Recordamos ahora alguno de esos disfraces:

  • Esqueleto – en una malla y unas medias negras y viejas, pinta los huesos (no tienen que ser exactos, algo abstracto quedará bien).
  • “Me pilló un rayo” – corta agujeros en una camisa y unos pantalones viejos, y quema los bordes del agujero (¡con cuidado!). Utiliza gomina para poner tu pelo de punta, y crea quemaduras en la cara y las manos con un corcho quemado o barras de maquillaje.
  • Ama de casa histérica – pon tu pelo con rulos, lleva una bata con zapatillas, coloca una revista como Hola! o Semana en el bolsillo con una cuchara incrustada, y crea ojeras con maquillaje.
  • Tornado – lleva un jersey y pantalones grises o negros, pon unas medias negras en tu cabeza, y pega figuras de animales de granja y coches de juguete en tu ropa.
  • Un ramo de uvas – cubre tu traje con globos morados o dorados inflados
  • Medusa – necesitas un paraguas de color claro y trozos de guirnaldas de un color parecido. Pega los trozos de guirnalda al paraguas. Cuando llegas a la fiesta, no tienes que hacer más que abrir el paraguas y, ¡disfrazada!

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *